En ALETUR nos encargamos de potenciar la marca de Turismo Rural León como destino. Promovemos la diversidad de la demanda del destino turístico para evitar la estacionalidad. También del diseño y puesta en marcha de una oferta turística singular que revaloricen el entorno. También el patrimonio histórico y los recursos naturales de León. Además realizamos actuaciones de promoción, difusión y publicidad turística, dando a conocer los atractivos turísticos, patrimoniales y naturales de nuestro ámbito territorial.

¿Porqué Turismo Rural León?

El Turismo Rural León es algo que siempre se ha llevado a la práctica de alguna manera. Tras el éxodo rural masivo en época de posguerra, las sucesivas décadas de estabilidad trajeron consigo un regreso a los pueblos como actividad vacacional. Desde las ciudades, normalmente todo el mundo tenía, conocía, o conseguía algún amigo o familiar que vivía en el pueblo. Y las estancias en zonas rurales comenzaron a valorarse como una buena opción de ocio en grandes sectores de la población, económica y accesible. El disfrute de los más pequeños en el campo y la participación de las labores del medio rural comenzaban a gozar de gran valoración e interés en nuestra sociedad.

Esos niños disfrutaban en los pueblos en las últimas décadas del siglo XX. Ahora han crecido y se han hecho mayores. Las ciudades se han masificado y nos apremia la falta de tiempo, el estrés, la rutina. Paralelamente, ha habido un profundo cambio de paradigma en el mundo del ocio. La globalización y mejora de las comunicaciones nos permiten hoy en día viajar, casi, a cualquier parte del mundo. Pero el mundo rural nunca se ha retirado de nuestra retina.

Las emociones vividas en los pueblos, o las que nos quedan por vivir. Recordando aquellas vivencias de tiempos atrás con nuestras bicicletas. 24 horas de diversión con nuestros amigos del pueblos, los amigos de verdad, y para toda la vida. Convierten de nuevo, a pesar de todos los cambios, en el lugar más apropiado para combatir nuestro estrés, pasar nuestro días de descanso. Y que nuestros hijos pequeños conozcan el medio rural y el contacto con la naturaleza. De esta forma surge el turismo rural como empresa y producto turístico, en continuo auge y valoración social en pleno siglo XXI.

¿A quién va dirigido?

Si eres turista rural, de este a Oeste…, desde Las Médulas hasta Los Picos de Europa, pasando por los bosques de la montaña Cantábrica, los páramos, las riberas, los pueblos con encanto, majestuosas villas e impresionantes ciudades. En ALETUR tenemos lo que necesitas para perderte en los 1001 rincones de León.

Tierras de León (León y Alfoz)

La ciudad de León destaca por su patrimonio artístico, con un casco histórico de enorme interés en el que destacan obras de muy diferentes estilos: la basílica de San Isidoro (románico), la Catedral (gótico) y San Marcos (plateresco) son tres claros exponentes reconocidos a nivel internacional. Junto a ellos, destacan también el palacio de Botines, obra de Gaudí, el renacentista palacio de los Guzmanes y las estrechas callejuelas del Barrio Húmedo, en donde degustar las famosas tapas de León. Con esta esencia histórica conviven otros edificios modernos como el Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León (Musac), y el Auditorio, focos de la vida cultural leonesa.

El alfoz de la ciudad complementa el atractivo turístico de la zona. Al norte, en la villa romana de Navatejera,  se pueden visitar  restos de un asentamiento de la Legio VII o la también destacable ermita de Villaquilambre. Desde el este, Puente Castro es la puerta de entrada a la ciudad de León para el peregrino. Muy próximo a este lugar se encuentran las excavaciones arqueológicas del conocido como Castrum ludeorum, la judería más antigua de la ciudad. A la salida de León, siguiendo la ruta del camino de Santiago se llega al famoso Santuario de la Virgen del Camino. Casonas, iglesias y bodegas completan en patrimonio del alfoz.

Desde un punto de vista cultural, cabe destacar la Semana Santa declarada Fiesta de interés turístico internacional, cuya tradición se remonta al siglo XVI, y la romería de San Froilán, donde pendones de toda la provincia y los carros engalanados visitan a su capital, poblando de vida y variedad este lugar único en el mundo.